En virtud de las declaraciones vertidas por el Intendente Daniel Chiocarello, la UCR  de Las Varillas envío a los medios una transcripción de una carta oportunamente emitida y firmada por el entonces Intendente Municipal Juan Pablo Rujinsky. 

VECINOS VARILLENSES

A fines del mes de noviembre, el actual Intendente Municipal anunciaba la finalización de la Auditoría que realizó sobre mi gestión, y se dió lectura a un resumen de párrafos del Informe Final. Ese compendio de párrafos realizado sobre 41 folios descontextualizan las conclusiones y confunden a la ciudadanía.

La Auditoría concluye en una deuda corriente con proveedores de $ 5.829.961,01. Lo que es importante aclarar es que ese total, además de coincidir plenamente con el Acta de Traspaso elaborada por mi equipo de gestión, incluye la deuda con la Cooperativa de Electricidad de Las Varillas por $ 2.685.036,10, pero a la vez hay un importe similar a  cobrarle a la misma, y $ 1.543.444.14 de facturas correspondientes a planes de viviendas que se solventan con sus cuentas específicas que se entregaron con fondos suficientes para abonarlas,  por ello la deuda neta sería de $ 1.601.480,77 más $ 637.902,48 de facturas adeudadas no cargadas al sistema, o sea el 1% del presupuesto 2015. En el año 2007,  recibí el municipio con una deuda de corto plazo  de $ 2.429.102,91, que representaba el 7% del presupuesto.

La misma Auditoría expone una deuda a largo plazo con el Gobierno de la Provincia de $ 11.393.515,24, de los cuales, $ 5.322.750,03 corresponden al FOVICOR (barrio 100 viviendas gestión Coiset) y deben pagarse en 480 cuotas de $ 12.950,73 y $ 5.112.431,88 a refinanciación de deudas del municipio Ley 9802/2010 que también provienen de gestiones anteriores como PROFINGAS, LETRAS LECOP, CONVENIO DE REFINANCIACION DEL AÑO 2003, y que se paga en 228 cuotas de $ 28.245,48. En 8 años de gestión y habiendo comprado el edificio del Ex Banco de Córdoba y refuncionalizado como Edificio Municipal, también compra,  apertura y pavimentación de la calle Maipú que solucionó el problema de desagüe que tenía el barrio circundante, compra de 40 Há de predio para el Parque Industrial, iluminación del Centro Cívico y del predio del Ferrocarril, construcción del refugio musical EL BOSQUE, construcción de la Plazoleta del Bicentenario y de la Casa de la Cultura y Bicentenario, construcción de 30 km de red de agua corriente, 300 cuadras de cordón cuneta, 35 km  de canales de desagües, construcción de 3 dársenas de estacionamiento, compra e instalación de 3 bombas depresoras de napa freática, entrega de más de 800 viviendas, inicio del plan de 12 cuadras de pavimento de hormigón y remodelación del antiguo edificio municipal,  entre las obras más importantes, además de renovación de gran parte del parque automotor del corralón y de la EMAV,  sólo generé al 10-12-2015 un saldo de deuda a pagar al Gobierno de la Provincia de $ 958.000, del Fondo Permanente para la Financiación de Proyectos y Programas de los gobiernos locales. Todas cuotas iguales de $ 8.333,33 c/u y sin interés.

En la deuda con organismos nacionales se expone el crédito con ENHOSA, que al 10 de diciembre de 2015 ascendía a la suma de $ 3.378.303,64, a pagar en 120 cuotas con tasa de interés del 9% anual, pero al no informar que la obra continuaría el mismo organismo intimó a la Municipalidad a pagarlo en su totalidad y con intereses punitorios que elevan la suma a $ 6.305.790,17. También debo decir que el monto erogado en cloacas es equivalente al total de la obra ejecutada a la fecha y que hay un fondo específico para tal fin como es el FODYSA que presupuestó recaudar $ 6.000.000 para este año, además de haber dejado en cuentas bancarias y específicas de cloacas más de un millón de pesos y obra de cloacas a cobrar por $ 1.762.502,12, con lo que se podría haber concluido la primera etapa de la tan esperada Obra.

Hablan de cordón cuenta sugiriendo un faltante de fondos en la cuenta específica de $ 667.042,39, al respecto les digo que la cuenta específica de cordón cuneta recién la creamos en el 2015 y que en años anteriores se contabilizaba el ingreso por el cobro total que se le hacía al vecino, pero como salida o erogación sólo se contabilizaba la compra de materiales y la mano de obra ejecutada por terceros, pero no se asignaba el gasto de combustible ni la mano de obra municipal, con lo cual, lejos de existir un faltante el municipio con fondos propios invirtió y ayudó a concretar tales obras. En este tema también hablan de metros no ejecutados, pero no informan debidamente que esos metros fueron descriptos en su totalidad en el Acta de Traspaso y además con fondos existentes y a cobrar suficientes para ejecutarlos. Al 10/12/2015 había $ 4.102.153.59 de cordón cuneta a cobrar  y $ 2.669.797,66 de pavimento de hormigón.

Con respecto a EMAV, sí tengo que admitir que se produjeron errores de registración contable, pero ninguno de ellos significó faltante de dinero ni expusieron maniobras de dudosa legitimidad. En el informe  se intenta sugerir, que no se sabe cómo fueron utilizados plazos fijo de la EMAV por $ 1.622.475,74 que erróneamente figuraban en el Acta de Traspaso porque en realidad habían sido cobrados el 07 de enero del 2015 $ 1.600.000 y transferidos a la cuenta corriente de EMAV en el Banco Provincia de Córdoba Nº 364-30005701 en cuatro transferencias de $ 400.000 cada una, quedando un remanente de $22.475,74, que se renovaba automáticamente todos los meses en la Mutual Almafuerte.

Con respecto a las características del  Presupuesto utilizado para exponer las cuentas del municipio durante los 8 años de mi gestión, dicen que es poco claro y que no permite identificar las cuentas de afectación específica, pero  es el mismo que se utiliza desde hace más de 30 años donde pasaron gobiernos de todos los signos políticos, por lo que no entiendo como ahora dificulta el análisis de ciertas partidas y distorsiona la información y esta dificultad no fue mencionada en la Auditoría encargada por el ex Intendente Coiset.

El 10 de diciembre me retiré del municipio  emocionado por el deber cumplido y con la tranquilidad de haber administrado honestamente cada peso que ingresó a las arcas municipales, pido perdón por los errores que pude haber cometido pero tengan la seguridad que cada acción elegida era con el convencimiento que era la mejor de muchas alternativas posibles.

Por todo lo expuesto pongo a disposición de toda la Ciudadanía y del periodismo  la totalidad de la  documentación que respaldan mis dichos.

Finalmente, quiero hacerles llegar mis más sinceros deseos de felicidad para estas fiestas y prosperidad para el 2017. Y al Intendente Daniel Chioccarello y su equipo, el mayor de los éxitos en su gestión.

 

Juan Pablo Rujinsky